miércoles, 21 de julio de 2010

Los estudios de Keiko

Los estudios de Keiko
El Búho le pide a la hija de Fujimori que devuelva el dinero con el que se pagaron sus estudios en EE.UU.
(FUENTE: http://trome.pe/noticia/611569/estudios-keiko)

(FUENTE: DIARIO LA REPÚBLICA- PERÚ "CARLINCATURAS")

Este Búho está totalmente en contra que se le paguen “reparaciones civiles” a terroristas miserables que regaron de sangre, destrucción y dolor a nuestro país.
Pero con igual firmeza me opongo a la corrupción y a la apropiación ilegal del dinero de los peruanos, por pillos de cuello y corbata.
Peor aun si estos estuvieron encumbrados en los máximos puestos del gobierno.

Concretamente me causa indignación la denuncia -que muchos pretenden ocultar- respecto a que Keiko Fujimori y sus hermanos habrían cursado sus estudios universitarios en Estados Unidos, gastando 1 millón 225 mil dólares, dinero sacado de las arcas del Estado, según un informe de la Contraloría General de la República, y corroborado por el hombre que se encargaba de proveer ese dinero por orden de Fujimori: Vladimiro Montesinos.

Lo mínimo que debería hacer Keiko, quien tiene todo el derecho de pretender candidatear a la presidencia de la República, es pedir perdón y devolver de su sueldo de congresista, al menos parte de la tremenda suma de dinero que el pillo de su padre y el “Doc”, sustrajeron para financiar los costosos estudios en USA.

Solo de esa manera la candidata podrá limpiarse de las inmundicias cometidas en el gobierno de su progenitor y que la salpican. Un presidente que tenía un sueldo de “dos mil soles” no podía costear estudios de más de un millón de dólares sin robarle al Estado o cobrar plata por lo bajo.

Me pregunto, ¿cómo se sentirán esos miles y miles de jóvenes que van a votar por primera vez, cuyos padres ganan 600 o ochocientos soles mensuales y tienen que pagarles estudios universitarios, aparte de mantener a una familia?
Esos muchachos se van a estudiar con dos o tres soles en el bolsillo para su pasaje de ida y vuelta y para un pancito para engañar el estómago.
He visto a decenas de compañeros en San Marcos que llegaban con lo justo, y si no alcanzaban ración en el comedor se quedaban sin almorzar, porque era imposible pagarse un menú siquiera de tres soles.
Sin embargo, los hijos de un presidente estudiaron en Estados Unidos con plata ajena, según concluyó la Contraloría, y todavía Keiko pretende ser presidenta y su hermano Kenyi congresista, sin pedir disculpas al país y sin devolver ese dinero robado al Estado o donándolo a alguna institución benéfica estatal.
Si no todo, al menos una parte.
Solo así el pueblo no les cargará con el pasivo del ilegal financiamiento de sus estudios.
A mí me parece que los tres millones de nuevos electores van a tener en cuenta esta mancha en el historial de Keiko a la hora de votar en las elecciones del próximo año.
Apago el televisor.

No hay comentarios: