lunes, 2 de abril de 2012

Congreso inicia investigación por mafia de 'chuponeo' en el Callao

Congreso inicia investigación por mafia de 'chuponeo' en el Callao
Titular de la Comisión de Fiscalización, Martín Belaunde, dijo que harán su trabajo sin temor y hasta las últimas consecuencias. Consideró que hay redes que operan dentro del Estado.

Belaunde Moreyra considera que su caso es anecdótico. (USI)
La Comisión de Fiscalización iniciará este miércoles la investigación sobre una presunta red de interceptaciones telefónicas “sin temor y hasta las últimas consecuencias”, afirmó su titular, el legislador Martín Belaunde.

Subrayó que la investigación buscará determinar la existencia de una o varias redes de “chuponeo”, hecho delictivo que se puso sobre el tapete tras denuncias en la municipalidad del Callao.

“Realizaremos una investigación a profundidad, sin temor y hasta las últimas consecuencias, porque este delito puede poner en riesgo la seguridad nacional”, dijo a Andina.

El titular de la Comisión de Fiscalización precisó que él asumirá el liderazgo de esta labor y que remarcó que este miércoles iniciarán esta labor. Resaltó que quienes resulten responsables del delito de “chuponeo” deben ser sancionados con todo el peso de la ley.

“Las interceptaciones telefónicas deben ser investigadas, esclarecidas y sancionadas”, anotó, al señalar que la democracia no puede permitir que se vulneren los derechos personales y se viole la intimidad de las personas.

Belaunde Moreyra, según un informe periodístico televisivo, también fue sido chuponeado por la presunta red de interceptaciones del primer puerto. “Mi caso es solo un hecho anecdótico, aquí tenemos que pensar qué puede chuponearse al Presidente de la República o a un ministro de Estado”, indicó.

En otra entrevista, esta vez en Buenos días, Perú, el legislador dijo que la existencia de audios y videos de seguimiento a un empresario demuestran que existen mafias delictivas que se dedican a interceptar las llamadas telefónicas de políticos y hombres de negocio.

“Pienso que puede haber una o más mafias que operan por encargo. Algunas de estas pueden estar dentro del Estado. Hay organismos del Estado que lo hacen por razones de seguridad, pero hay otros que hacen reglaje y lo pueden aprovechar para secuestrar, chantajear e invadir la vida privada de cualquiera”, expresó.




No hay comentarios: